Burro castigado

Burro es un juego bastante simple que los niños disfrutan y puede ser jugado con una baraja estándar de cartas. Si dispones de una baraja con cartas de animales les va a gustar más a los niños porque les gusta identificarlos. Pero cualquier baraja que tenga 4 de cada tipo puede utilizarse, como por ejemplo la española o la francesa. El objetivo del juego es formar parejas de cartas, sin quedarse con el “burro”. El juego puede avanzar bastante rápido y a los niños les encanta. Se necesitan como mínimo 2 personas para jugar al burro, pero el número de jugadores puede ser mayor (depende del número de cartas que tenga la baraja).

Necesitas para jugar al burro:

– una baraja de cartas que tenga 4 cartas de cada tipo

Proceso para jugar al burro:

  1. Separa una carta de la baraja, para que de un tipo de carta solo haya 3 cartas. Nosotros usamos habitualmente un caballo si jugamos con la baraja española
  2. El resto de cartas se barajan adecuadamente y se reparten entre los jugadores.
  3. Cada jugador observa sus cartas y hace las parejas que le permitan sus cartas. Una pareja se forma cuando unes dos cartas del mismo tipo. Las parejas formadas se separan del juego. De esta manera cada jugador tiene sólo cartas que no forman pareja. Ahora es cuando empieza el juego.
  4. Estableciendo un sentido, por ejemplo el sentido contrario a las agujas del reloj, y por turnos, cada jugador roba una carta a su compañero de al lado. Si con la nueva carta forma una pareja, se separa del juego
  5. Pierde el que finalmente se quede con una carta que no puede emparejar (su pareja es la primera carta que se ha separado, en el paso 1.)
burro castigado

burro castigado

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *